Bombones de San Valentín sin gluten

No hay comentarios
bombones sin gluten

Llega San Valentín y aquí os dejo una receta para compartir con alguien especial (¡o no, hazlos para ti mism@!): Bombones de San Valentín sin gluten y con avellanas. Son una versión más sana de los típicos bombones y tienen un toque ‘Ferrero Rocher’ (salvando las distancias, claro, pero es que estos son mucho más sanos). ¡Empezamos con la receta!

Tiempo de preparación: 30 minutos
Dificultad: fácil

Ingredientes

  • 150 gramos de chocolate negro 85% cacao (sin gluten)
  • 150 gramos de avellanas crudas

Utensilios

  • Molde de silicona de corazones (para hacer bombones)
  • Procesador de alimentos

Preparación

1.En una bandeja de cristal para horno, vierte todas las avellanas y ponla al horno a 180º, encendiendo ambas partes durante 10 minutos. Cuando pase ese tiempo y las avellanas se hayan tostado, sácalas del horno.

2. Para pelar las avellanas, ponlas encima de un paño de cocina limpio, dobla el paño por encima de las avellanas y frótalas con él. Poco a poco se irán pelando.

3. Separa tantas avellanas como bombones quieras hacer. En mi caso el molde era para hacer 15 bombones y guardé esa cantidad.

4. El resto de avellanas ponlas en un procesador de alimentos. Procesa las avellanas durante un minuto. Después, abre el procesador y pasa una espátula por las avellanas troceadas que queden en los bordes para que vayan a la parte central. Repite el proceso varias veces, hasta que las avellanas troceadas queden con una textura de crema de untar.

5. Deshaz el chocolate al baño maría. Es importante que lo hagas de esta forma porque si lo fundes en el microondas puede quedar demasiado compacto, y debe quedar de forma totalmente líquida.

6. Cuando el chocolate esté deshecho, con la ayuda de una cuchara lo debes verter en los huecos de corazones del molde de silicona, pero no rellenes todo el corazón sino solo un tercio.

7. Coge las avellanas que has guardado, úntalas pasándolas por la crema de avellanas y pon una en cada bombón. Cuando las hayas añadido todas, termina de rellenar el bombón con el chocolate fundido.

8. ¡Pon el molde de silicona al congelador y en una hora ya tendrás tus bombones de San Valentín sin gluten hechos! ¡Deliciosos!

9. A mí me quedó crema de avellana y chocolate fundido de sobras, y aproveché para mezclarlos, añadiendo un poco de aguacate, para crear una crema tipo ‘nutella’. Si no gastas todos los ingredientes, es una opción para aprovecharlos. ¿Te ha gustado esta receta de San Valentín sin gluten? Prepárala, ¡y compártela! 😛

bombones san valentínbombones chocolate

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

*